lunes, 16 de julio de 2012

El agua del grifo

Recientemente alguien me pregunto si yo había tomado agua del grifo estando aquí en Montreal, mi respuesta fue que si, pero que utilizábamos una jarrita Brita (que fácil se consiguen en ofertas en Walmart o Canadian Tire) para mejorarle el sabor. A esta respuesta siguió otra: Y nada de malestares estomacales? ... Pues no, o al menos no ninguno que podamos atribuir al agua.

Y es que como no preguntarse esto cuando venimos de lugares donde el agua que se nos factura como "potable" cuando nos llega por tubería (si es que nos llega) hay que filtrarla (para quitarle el tierrero), hervirla o por lo menos echarle gotas de cloro. Tomar agua del grifo era algo que uno hacia de chamo cuando luego de jugar fútbol no se conseguía ningún bebedero, y bueno la amebiasis eran la orden del día, y todos sabíamos que mas temprano que tarde iban a ser recetados (por el medico o por las abuelas) nuestra periodica dosis de metronidazol y/o tinidazol (quizá mejor conocidos como flegyl y fasigyn).


Aquí en Montreal y áreas cercanas el agua de la red pública es potable y puede beberse directamente del grifo en la mayoría de los casos, incluso si revisan las etiquetas de las botellas de agua de marca, probablemente encontraran que muchas de ellas no son agua "mineral" sino agua del grifo desmineralizada, tratada, etc, por lo que pueden beberla con toda tranquilidad. Ahora bien si les puedo dar un trio de sugerencias:
  1. Dejen el agua reposar, dependiendo del sector, el agua puede tener olores y sabores peculiares. Una vez en casa de unos amigos en la riviera sur el agua tenia un olor y sabor a cloro, cosa que mejora dejándola reposar durante la noche (esto en Verano es algo difícil si no se tienen varias jarras en la nevera). Si lo anterior no les resulta, pueden hacer como nosotros y comprarse una jarra filtro, la cual si bien implica gastar en el filtro, sigue siendo más barato que comprar agua embotellada (que también tiene sus criticas por eso de los BPAs
  2. No utilizen el agua caliente para cocinar. Aquí el problema no es el agua de la red pública, sino el estado de las tubería y calentadores de agua de la residencia que habiten. Si bien el estado de las tuberías afecta también al agua fría, el hecho es que el calor puede disolver más solidos y si por casualidad el calentador es a gas o aceite, este puede introducir pequeñas cantidades de gases tóxicos en el agua.
  3. Estén pendientes de las noticias, sobretodo después de tormentas, pues he escuchado que el algunas zonas declaran el agua como no 100% segura por algunos días, sugiriendo hervirla por un minuto antes de tomarla. Esto lo he oído un par de veces desde que estoy aquí
De resto, quienes aun no hayan experimentado el invierno, puede que se acuerden de mi cuando al levantarse por la noche al baño cedan a la tentación de tomar un trago del agua que sale del grifo hasta más fría que la de la nevera. En ese momento, podrán decir "Y cual es el problema, ya estoy en Canadá" :)

Por cierto, algo que me impresiono mientras investigaba un poco para esta nota (pues si!, a veces me pongo a leer pensando en quienes me leen), es que el agua de Montreal viene de los ríos que la circundan, no de un lago remoto y prístino, sino de esos mismos ríos que pasan por debajo de los puentes con tanto trafico y que recogen el agua vertida por la lluvia sobre las ciudades.

Ardua tarea la de las plantas de tratamiento de Montreal, y tu que piensas de beber agua del grifo? te gusta la idea? dejame un comentario con tu respuesta.

Te gustó esta entrada? pues asegurate de no perderte las siguientes recibiendolas directamente en tu correo, solo tienes que ingresar tu dirección de correo aquí debajo

Recomendaciones